20 de octubre de 2020

CineFantastico.com

Cine de terror, fantasía y ciencia ficción

Wild Zero (2000)

Películas protagonizadas por cantantes hay varias, pero no como ésta
Wild Zero

Título original: Wild Zero
Año: 2000
Compañía: Dragon Pct. / GAGA Communications / Takeuchi Ent.
Director: Tetsuro Takeuchi
Guión: Satoshi Takagi
Reparto:
Masashi Endô (Ace)
Guitar Wolf (Guitar Wolf)
Kwancharu Shitichai (Tobio)
Makoto Inamiya (el Capitán)
Masao Sato (Masao)

Wild Zero
Ace y Tobio

Sinopsis:
Ace es un joven que idolatra al grupo de psychobilly Guitar Wolf, en especial al homónimo líder de la banda, y les sigue de concierto en concierto. Tras uno de ellos, se ve envuelto en una discusión entre los Guitar Wolf y el dueño de la sala de conciertos. Su participación en la misma, aunque torpe, tiene la valentía suficiente como para que el cantante le declare hermano de sangre, y le ofrezca un silbato con el que puede avisarle solicitando su ayuda si alguna vez lo necesita. Ese momento no tardará en llegar, ya que en unas horas, unos platillos volantes aparecen en el cielo, y una horda de muertos vivientes comienza a deambular por las calles. En medio de la locura, Ace encuentra el amor cuando conoce a Tobio, una simpática chica a la que salva de unos atracadores en una gasolinera.

Wild Zero
Rock n’ Roll!!!!

Comentario:
Cuando alguien lucha contra los zombies sin descolgarse ni un segundo la guitarra, es capaz de saltar desde un edificio y caer de pie mientras afina las cuerdas, y tiene dos compañeros más interesados en drogarse y peinarse el tupé que en el zombie que acaba de entrar en la habitación, entonces no podemos estar hablando sino de Guitar Wolf, el terror de los zombies nipones. Aunque el maquillaje de los muertos vivientes deje que desear en algunas ocasiones, el resto de los efectos especiales son correctos, e incluyen innumerables pérdidas de masa encefálica por parte de los resucitados. La banda japonesa Guitar Wolf es real, y ellos mismos definen esta película como «estúpida y divertida». Los propios Guitar Wolf y otros grupos de punk y psycho japoneses (además de las norteamericanas Bikini Kill) ponen la banda sonora a este film, lo que ayuda a que recuerde a un clásico de los 80 como el Regreso de los Muertos Vivientes, por la temática y por el desenfado de la cinta. Ideal para una noche de cine basura.