15 de abril de 2024

CineFantastico.com

Cine de terror, fantasía y ciencia ficción

Una noche para morir: Los bailes de graduación

Los protagonistas nos cuentan cómo fueron sus bailes de graduación

Las estrellas de Una Noche para Morir, el remake de Prom Night, comparten sus propios recuerdos del rito de pasaje americano por excelencia, el baile de graduación, que marca el final de la vida de instituto y el principio de la vida adulta:

Brittany Snow

BRITTANY SNOW
Asistí a un baile de graduación de los años 60 en la televisión, en American Dreams, pero en la vida real no fui a mi baile de graduación. Ese día estaba trabajando. Intentaron hacerlo encajar en mi calendario de producción, pero tal como quedó al final, tenía que elegir entre ir al baile de graduación o a una fiesta de graduación con mis diez mejores amigas y nuestras familias. Pensé que era más importante la fiesta con mis amigas, contar los chistes de siempre, ver la típica presentación de fotos, y que nuestras familias pudieran estar allí. Todo el mundo dijo que nuestra fiesta fue mejor que el baile, así que creo que elegí bien.

Jonathon Schaoch

JOHNATHON SCHAECH
Al final de la noche, me acuerdo que estaba en el aparcamiento de un hotel cuando se nos acercaron un grupo de chavales. Al ver que estábamos en el baile, uno de ellos sacó una pistola. Pero yo miré a uno de los chicos y me acordé de que jugaba conmigo en una liguilla de fútbol. Él se acordó de mí también, les dijo a sus compañeros que nos dejaran ir, y así sobrevivimos a la graduación. Vaya ciudad dura.

Scott Porter

SCOTT PORTER
Yo fui a seis bailes de graduación. Tres de ellos, en mi propia escuela. Cuando estaba en segundo de bachillerato, fui con una chica que se graduaba ese año, y después tuve mi propio baile de graduación de penúltimo año y el baile de fin del instituto. Después tuve que ir al de otra escuela por hacer un favor a mi madre, porque la hija de un compañero suyo de trabajo no tenía con quien ir. Y por último dos amigos míos de otras escuelas me invitaron a los suyos, así que he tenido baile de graduación para rato.

Dana Davis

DANA DAVIS
Yo era bastante seria y todo eso de la graduación me resbalaba bastante, así que el penúltimo año me inventé una mentira fenomenal que colocaba a todos los chicos que me pedían que les acompañara. Ese año me pude escapar. Pero el último año de instituto, un tío me pidió que fuera con él ¡en enero! Aún no había tenido tiempo de inventar nada. Así que cuando me pidió que fuera con él farfullé algo tipo ‘Oh, um, no sé, oh, vale’. Y terminé yendo con él, que acabó coronado Rey del Baile y fue la gran estrella de la noche, firmando autógrafos y haciéndose fotos con la Reina del Baile. Yo me quedé sentada por ahí, sola y deprimida, pensando ‘vaya, gran fiesta… super excitante’.

Collin Pennie

COLLINS PENNIE
No llegué a ir a mi baile de graduación, y después me he arrepentido mucho. Lo que me atrajo de esta película tiene mucho que ver con el hecho de que yo no fui a mi propio baile. Así que pensé ‘Vaya, al hacer esta película, podré vivir lo que no viví en el instituto». Nelson me dio el mejor consejo, dijo ‘Simplemente, relájate y diviértete. ¡Este es tu baile de graduación después de muchos años!”

Jessica Stroup

JESSICA STROUP
Yo fui a tres bailes de graduación. A mí me encantaba todo eso. Yo soy del sur. Crecí en Carolina del Norte, y fui al baile de graduación una vez el penúltimo año y dos el último. En mi instituto era la única fiesta que hacíamos, así que todo se reservaba para el baile de graduación. ¡Y fue espectacular! Empezamos a planearlo el verano anterior. Yo me recorrí todas las tiendas de la ciudad, buscando un vestido. Podías ir por la calle y ver a otras chicas, muchos meses antes, haciendo exactamente lo mismo. ¡Lo importante era que nadie llevara el mismo vestido que tú! En esta película, todos llevamos el pelo suelto y es muy natural. Pero en mi ciudad, todo el mundo se lo repeina, lo estira o se lo carda. Yo me lo recogí hacia atrás, en el moño más prieto que puedo recordar, ¡uf! ¡Costó horas que estuviera listo! Empecé a prepararme a las seis de la mañana y estuve todo el día, arreglándome y preparándome. ¡Y todo por las pocas horas que duró el baile! ¡Pero me divertí tanto!

Kelly Blatz

KELLY BLATZ
Mi baile de graduación fue exactamente como el que sale en la película. Tuvimos una pantalla enorme, y la decoración era igual a la de la peli. Fui con mi novia, así que no tuve que hacer nada espectacular para pedírselo a nadie, lo que me quitó bastante presión porque probablemente es la parte más estresante para el tío. Recuerdo que fuimos a un parque a hacernos miles de fotos con nuestros padres, después nos fuimos a cenar, y por último al baile. Después, nos fuimos al hotel, donde habíamos reservado una suite enorme en la playa, y a partir de ahí todo está borroso…