Entrevistas  Noticias  Películas  Biografías  Artículos
 Historia  Foro  Estrenos  Enlaces  Contacto

 CineFantastico.com >> Actualidad >> Noticias
Sitges 14: crónica del jueves 9
 A Hard Day, uno de los thrillers del año


Foto

Filth, de Jon S. Baird, no se complica la vida: a la hora de llevar a la pantalla la novela de Irvine Welsh, opta por un lenguaje visual estilo años 90 reminiscente del primer Danny Boyle. Es curioso que lo que fuera en otros tiempos el colmo de la modernez ahora sea casi un ejercicio de nostalgia. Buen reparto encabezado por James McAvoy en la piel de un repulsivo y mezquino poli corrupto y yonqui. Un 6.

A Hard Day es un puro bólido, que combina una primera parte de humor negro, una segunda de intriga y una tercera de acción convirtiéndose en uno de los thrillers del año. Un poli corrupto - tema del dia- atropella a un transeunte y sin saberlo abre una caja de pandora de crimen y castigo. De lo mejor del Festival, tiene los mejores 30 minutos finales que he visto en bastante tiempo. Un 8.

Ya no es una promesa: Adrián García Bogliano es una realidad que se confirma con Late Phases, narración que enfrenta a un ex marine ciego en una comunidad de la tercera edad -interpretado por el siempre solvente Nick Damici, la mano derecha de Jim Mickle- contra un hombre lobo que asola la zona. Buen ritmo, magnífico humor y un tono melacólico muy adecuado en algunas partes del relato dan de si un más que sólido 7.

Unas vacaciones se convierten en un etílico descenso a los infiernos en la increíble Wake in Fright de Ted Kotcheff, uno de los pocos clásicos recuperados este año por el Festival. Como bien dijo el crítico Toni Junyent durante su presentación no es una película de terror propiamente dicha, pero esta historia de un maestro de escuela que se queda anclado en una comunidad minera bebiendo una cerveza tras otra puede llegar a ser terriblemente angustiosa y desasosegante, como si se tratara de una novela de un Kafka australiano y ebrio. Papel antológico de Donald Pleasance. Un 9.

La decepción de la jornada llegó de la mano del impredecible Hitoshi Matsumoto, que en esta ocasión vuelve a crear una comedia salpicada del absurdo sobre un hombre que se hace de un club de bondage a la par que su esposa está en coma y debe cuidar de su hijo, y puede ser asaltado por extravagantes dominatrix en cualquier momento. Tiene sus momentos, pero el conjunto es demasiado desigual, falto de la chispa que el director de "Symbol" ha demostrado otras veces. Un 4.

Enviado especial: Javier J. Valencia

Festival de Sitges 2014




Búsqueda dentro del web

Sindicación RSS